Langue

Zoom

¿Cambiar de maestro pero no de escuela? Operación Correa en 8 lecciones

Fecha de publicación: 
Lunes, 1 Junio, 2015
Por: 
Collectif Aldeah

Crédit : http://www.lemandarin-magazine.com/la_chine_en_equateur_derriere_la_fraterniteCrédit : http://www.lemandarin-magazine.com/la_chine_en_equateur_derriere_la_fraternite

¿Cambiar de maestro pero no de escuela? Operación Correa en 8 lecciones

En los cines de Francia se proyecta actualmente, la película « Operación Correa » de Pierre Carles que tiene como objetivo desenmascarar la lógica mercantil de los medios de prensa que lleva a los periodistas a ignorar el milagro ecuatoriano y a su principal protagonista Rafael Correa, presidente del Ecuador desde hace casi 9 años. Desde Podemos (España) a Syriza (Grecia), pasando por Jean-Luc Mélenchon en Francia, el sueño ecuatoriano seduce a la izquierda radical europea, y la “Operación” de Pierre Carles pretende dar un nuevo impulso a este entusiasmo. Pero después de estos 9 años ¿qué se puede decir de la política de Rafael Correa? No es fácil discernir entre el silencio de los grandes medios de prensa y la propaganda de los heraldos de la « revolución ciudadana » 

Aunque es imposible elaborar un balance completo, la gestión de Correa tiene algunas características que nos llaman la atención. Como militantes franceses y latinoamericanos, sobretodo ecuatorianos, comprometidos con la lucha contra el extractivismo, el autoritarismo y el capitalismo (no, no somos agentes de la CIA) estamos sumamente preocupados sobre el hecho que la « revolución ciudadana » sirva de fuente de inspiración a dirigentes y militantes en búsqueda de « alternativas » que no parecen corresponder a las realidades locales, o, que prefieren ignorarlas con el riesgo de, paradójicamente, aprobar políticas, discursos y actitudes contra los cuales se lucha también aquí en Europa. Es necesario hacer algunas precisiones.

 (1) ¿Es Rafael Correa anticapitalista?

El presidente mismo responde : « Básicamente estamos haciendo mejor  las cosas con el mismo modelo de acumulación, antes que cambiarlo, porque no es nuestro deseo perjudicar a los ricos, pero sí es nuestra intención tener una sociedad más justa y equitativa »[1].  

2) ¿Qué tipo de democracia representa el Ecuador de Rafael Correa?

Rafael Correa y su movimiento político, Alianza País, iniciaron un proceso de modificación de la Constitución (promulgada durante su primer mandato), modificación que le permitiría gobernar dos mandatos sucesivos[2], en clara contradicción por lo afirmado hace poco por él : «  Es un gran daño que una persona sea tan indispensable, que haya que cambiar la Constitución para afectar las reglas del juego” [3]. Esta misma reforma constitucional da a las FFAA el derecho de participar en operaciones de seguridad pública (artículo  158), restringe las posibilidades de los ciudadanos para defenderse contra actos de abuso por parte del Estado (artículo 88) y transforma la « comunicación gubernamental » en un servicio público que implica un derecho de difusión (en nombre de ese servicio) y un control acentuado sobre los medios de prensa públicos y privados (artículo 384)[4].

Igualmente, el decreto presidencial n°16 [5] « enmarca » tan bien la actividad de las asociaciones que, apenas unos meses después de su introducción, ha permitido cerrar la Fundación Pachamama acusándola de haber ejercido una actividad política que amenaza la seguridad del estado[6]. Cabe recordar que según este decreto, solo están autorizados a tener actividad política los partidos oficialmente inscritos, bajo pena de disolución o de persecución penal! ¿De qué libertad se puede hablar hoy en día en Ecuador si criticar la acción del gobierno puede conducir a prisión a los representantes de una asociación? ¿Qué quieren decir con « actividad política »? Se trata de aquí de un conjunto de reformas antidemocráticas y éstas no son producto del azar.

Durante los mandatos de Rafael Correa, se lanzaron los proyectos de explotación de los recursos naturales sin ninguna consultación a las comunidades indígenas[7], violando así la convención 169 del OIT (ratificada por el Ecuador) y la Constitución, instaurando un clima de miedo y de represión en los opositores : personas arrestadas sin prueba, asesinatos inexplicados, represiones violentas, humillaciones cotidianas. En la Cordillera del Cóndor (en Amazonia), tres de nuestros compañeros han desparecido recientemente: en 2009, Bosco Wisum fue asesinado por la policía durante una manifestación en protesta contra la nueva ley sobre el agua (que favorece la privatización) ; en 2013, Freddy Taish es baleado durante una operación de las FFAA; y por último, en 2014, el cuerpo sin vida de José Tendetza, notorio opositor al megaproyecto minero chino Mirador, fue encontrado en un afluente del Río Zamora. Javier Ramirez, uno de los líderes que se oponen a la explotación de cobre en Intag, fue encarcelado durante 11 meses sin comprobar los hechos por los cuales se le acusa, mientras que el opositor Carlos Zorrilla, de origen cubano pero que reside en Ecuador desde 1978, fue acusado públicamente por el presidente Rafael Correa, durante la transmisión del programa televisivo semanal, de ser « un extranjero que impide el desarrollo del país » ![8]

Finalmente, en lo que respecta el aborto, juzgue Ud mismo: en 2013, mientras que un pequeño grupo de diputadas de Alianza País (partido de Rafael Correa) proponen la despenalización del aborto en caso de violación, Rafael Correa, católico ferviente, amenaza con renunciar, y denuncia la “traición” de las diputadas, jurando no acepar esta decisión del parlamento si fuera votada[9]. Su secretario jurídico, Alexis Mera, un hombre político que en Francia situaríamos a la extrema derecha, llamará "mal culeadas" a las feministas pro aborto[10] ! Se prende el ambiente.

(3) La « revolución ciudadana » de Rafael Correa ¿tiene el apoyo de los movimientos populares, indígenas y campesinos?

Folletos

¡NANKI ACHIKTA! Una mirada a las resistencias indígenas al extractivismo en la Amazonía peruana (Condorcanqui y Datem del Marañón)

En 2011, el ex militar Ollanta Humala realizó su campaña electoral haciendo grandes promesas a los pueblos indígenas y campesinos del Perú: el líder del partido nacionalista hablaba de un cambio de ruta en la política peruana, un proyecto de “gran transformación” que habría defendido los intereses de la población frente a la voracidad de las multinacionales. A los pocos meses de su elección, Ollanta se quitó su disfrace respondiendo con una brutal represión a los campesinos de Cajamarca que se oponían al proyecto Conga, proyecto de mega-minería a cielo abierto de la empresa Yanacocha (Newmont – Buenaventura). En abril de 2012, el presidente de Petroperú anunció la concesión de 22 nuevos lotes petroleros en la selva amazónica. En julio de este año (2014) el gobierno promulga una serie de medidas legislativas para “reactivar la economía”: se recortan las funciones del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental, institución del Ministerio de Energía y Minas ya criticada por su ineficiencia y su condescendencia hacia las empresas responsables de la contaminación; se reducen las sanciones que el OEEA puede imponer a las empresas hasta el 35% del máximo actual; los tiempos de aprobación de los Estudios de Impacto Ambiental también se reducen y se impone que sea el Consejo de Ministros, y no el Ministero del Ambiente, el que decida en la creación de áreas reservadas, y en la fijación de estándares de calidad ambiental (ECA) y límites máximos permisibles (LMP) de contaminación. Una serie de medidas elaboradas expresamente para que la legislación medioambiental no pueda interferir con el trabajo de las empresas. Un regalo al sector minero-energético que suena a provocación, en un país donde existen más de 200 conflictos socio-ambientales y donde cada gobierno deja un saldo de varias decenas de manifestantes muertos por las balas de la policía…

Proponemos aquí una mirada a las resistencias a las empresas mineras y petroleras en las provincias de Condorcanqui y Datem del Marañón, dos de las regiones más afectadas por la presión del extractivismo y donde se han desarrollado procesos interesantes de resistencia.

Campañas & Acciones

Carta abierta al Gobierno iraquí y Gobierno Regional de Kurdistán

Fecha de publicación: 
Martes, 12 Mayo, 2015
Por: 
Initiative to Keep Hasankeyf Alive

Irak se enfrenta a una emergencia hídrica en aumento. La escasez de agua frecuentes, debido a la mala administración crónica, se han intensificado en una crisis compleja. El Estado Islámico (EI) o DAESH está utilizando el abastecimiento de agua de Irak para presionar a las comunidades locales. Ha tomado el control de la infraestructura de agua en varios lugares y está usando tácticas de guerra, incluyendo inundaciones y cortando el agua, con el fin de manipular a la población e imponer su agenda de Daesh. La comunidad internacional también es responsable de amenazas significativas a la infraestructura de agua de Irak, ya que la coalición internacional ha bombardeado en las inmediaciones de la presa de Mosul y otras instalaciones, lo que podría conducir a su derrumbe. Ciudadanos iraquíes viven con el temor tanto a la escasez de agua como a las inundaciones.

La Campaña Salvar el Tigris y sus Marismas iraquíes ha estado trabajando desde 2012 para proteger el caudal y la cantidad de agua en este gran río de Irak y para salvaguardar el patrimonio cultural a lo largo del río. Los reciente blancos de Nimrud y Hatra (este último un Patrimonio de la Humanidad) por el EI hacen más urgente una mejor protección de los lugares del patrimonio cultural de Iraq . Creemos que la preservación del patrimonio cultural y natural deben ir de la mano. Además de proteger sus grandes sitios arqueológicos, Irak debe asegurar que suficiente agua alcanza las marismas iraquíes para proteger la salud del medio ambiente y los medios de vida locales de lo que fue el mayor ecosistema de humedales. El embalse de Ilisu y el más extenso Proyecto GAP, junto con las presas que se están construyendo en Irán son una amenaza para el derecho al agua y vamos a instar a Irak a actuar para proteger el acceso al agua y evitar que el agua se utiliza como arma de guerra.

Agenda